Por Manuel Avila

Cuando algo anda mal en el gobierno el estado de angustia se nota hasta en sus discursos y por eso cada día que pasa al mandatario Maduro el mundo se le estrecha más, pues sus acólitos comienzan a cometer torpezas hasta dejar al mandatario sin fuerzas para aguantar las arremetidas de los ciudadanos. Se rompió el hilo de parte a parte con la actuación de Cabeza e’ Mango cuando acepta que el condijo las huestes chavistas para el asalto al Palacio Legislativo. Esa jugada del gobierno planificada por los esbirros del régimen terminó con un baño de sangre que dejó en entredicho el tema de amor y paz que usa el Gobierno Nacional como estrategia para dar la impresión al mundo que es un gobierno del amor.

Quedó al descubierto ante el mundo que los colectivos son violentos y que abusan del poder entregado por el gobierno para agredir a todos los que se le atraviesen en su camino. El hilo se rompió en medio de la trifulca de la AM que dejó al desnudo al rey que terminó buscando argumentos para justificar la agresión contra los diputados. Pero llama poderosamente la atención que muy temprano el Vicepresidente Tareck El Aissami acompañado de sus lugartenientes del alto mando militar estuvieron en las afueras del Palacio Legislativo para intimidar a los diputados que ese día estarían aprobando el Plesbicito para que el pueblo venezolano de su dictamen sobre si quiere AMC o no. Esa jugada maestra sacada de la manga del mago para poner sobre la mesa la decisión del soberano con respecto a si quiere Asamblea Constituyente o no. Con semejante táctica la oposición trastocó los linderos de la paciencia chavista hasta el punto que el mismo Vicepresidente dio la cara para animar a los colectivos que más tarde terminaron violando la privacidad del parlamento nacional.

Ahí fue donde entró en juego Oswaldo Rivero “Cabeza e’ Mango” que armado con su cámara y su equipo de perifoneo lideró el asalto al Palacio Legislativo que terminó golpeado y arrastrando a varios diputados y diputadas. Con esa arremetida que llevó a la turba chavista a los jardines y hasta el mismo hemiciclo legislativo. Ahí se libró ese Día de la Independencia con una violencia desmedida que terminó con varios diputados en clínicas de Caracas. Con esos actos de violencia que lideró “Cabeza e`Mango” dejó al desnudo a un régimen de la violencia que tiene largo rato jugando a la mentira comunicacional manejando con acierto los elementos informativos para confundir al pueblo venezolano. Eso produjo que Nicolás diera el discurso más corto de su paso por la Presidencia porque sabía que se estaba cometiendo esa atrocidad contra los diputados de la República y no le quedó otra alternativa que ordenar una investigación del atropello contra el Parlamento. De verdad que fue brutal esa arremetida que coordinó Oswaldo Rivero y que el Coronel Lugo avaló al abrir las puertas de la AN para que la turba entrara con palos, piedras y armas para agredir a los legisladores.

Una brutal paliza contra De Grazia, Padilla, Regnault, Bracho y Armas a quienes le propinaron heridas, lo golpearon en el piso y los arrastraron por los jardines ante los ojos de la GNB acantonada en el órgano legislativo. No apareció el Coronel Lugo sino después que le dieron la paliza a los diputados y quedó grabado todo ese episodio de amor y paz que recorrió por todas las redes y llegó a los distintos gobiernos y parlamentos del planeta.

Quedó grabado ante el mundo que los generadores de violencia son los chavistas que volvieron a quedar desvestidos como un gobierno autoritario que ha maltratado a los ciudadanos de un país. No merecemos los venezolanos que sigan hombres comoi Tareck El Aissami y Cabeza e’ Mango dejando mal parado ante el mundo a una sociedad enferma de violencia. Eso es lo que hay en una sociedad que el mismo Día de la Independencia vio como el Gobierno de Maduro abusó del poder para dar libertad a mal vivientes que irrumpieron en el Parlamento Nacional a irrespetar la voluntad de 14 millones de venezolanos que le dieron su aprobación a los diputados electos por el pueblo. Si esa estrategia la hizo el G2 Cubano debe ser la última porque solo consiguieron un baño de sangre innecesario y que el mundo se enterara que la violencia y la represión vienen del mismo Gobierno de Maduro. Así están las cosas en una sociedad de la mentira que hizo levantar las costras de la miseria hasta el punto que Nicolás y Cabello llegaron a decir que desde la AN le cayeron a tiros a un pueblo llenó de amor y paz que solo respondió a la violencia de los parlamentarios. Los videos hablan y eso deja mal parados a los ideólogos del proceso que vieron caer el ropaje del Rey desnudo. Se le rompió el hilo a un gobierno que no ha dado con la fórmula para dolarizar la economía y mantiene una inflación mortal que acaba con los venezolanos en tiempos cuando la productividad de los alimentos se vino a cero, la escasez es su marca de fábrica y la corrupción es la huella negra de un gobierno que prometió formar al hombre nuevo y no supo gobernar a un país que creyó en las buenas intenciones de este atajo de militares enfermos de poder que se robaron hasta el queso que estaba sobre la mesa.

Si no lo hacía Cabeza e’ Mango sería otro, pero todos sabían lo que estaban haciendo y se equivocaron de nuevo para dar al mundo una visión esperpéntica de lo que está ocurriendo en una sociedad que cometió el error histórico de entregar el mando a unos militares que solo estuvieron pendiente de sus bolsillos y solo plagaron de populismo una sociedad que se desarmó ante los ojos de quienes creyeron que el poder sería eterno y terminaron molidos por sus propias sombras.

@encíclica

 

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.